Bioware ha anunciado en un comunicado en su web el despido de unos 50 empleados.


Gary McKay, director del estudio, indica en el texto que este movimiento pretende convertir a los creadores de Mass Effect y Dragon Age en “un estudio más ágil y centrado” y permitirá a los desarrolladores “iterar rápidamente, desbloquear más creatividad y tener una visión clara de lo que estamos creando antes de acelerar el desarrollo”.


McKay asegura que ha tomado la decisión de realizar los despidos en un momento en que hay muchas oportunidades abiertas en otros estudios de EA para facilitar la búsqueda de un nuevo empleo a los afectados pero reconoce que probablemente no todos podrán continuar en la compañía.


Ha aprovechado el comunicado para reafirmar el compromiso con Dragon Age: Dreadwolf, pero no ha proporcionado actualizaciones sobre el estado del desarrollo. Sobre el nuevo Mass Effect, comenta que está en estado de preproducción bajo el liderazgo de Mike Gamble.


Aún no tenemos detalles exactos sobre qué equipos han estado afectados, pero en las últimas horas hemos visto mensajes confirmando la salida de veteranos de la compañía como Mary Kirby (17 años en Bioware, líder de guionistas de Dreadwolf) o Renata Cronin (una década como productora en Bioware).


Los despidos llegan dos meses después de que Electronic Arts retirase a Bioware del desarrollo del MMO Star Wars: The Old Republic, que ahora está en manos de Broadsword Online Games. En su momento ya se indicó que intentarían que la mayoría de empleados asociados al proyecto se pudieran mover a Broadsword pero que habría despidos.

El pasado mes de marzo Electronic Arts anunció que a lo largo de este año fiscal despedirían a aproximadamente un 6% de la plantilla de toda EA como parte de un plan de reestructuración.


En este comunicado no se indica nada al respecto, pero desde VentureBeat indican que no es el único movimiento reciente relacionado con Bioware, ya que EA y la desarolladora han optado por cortar su relación con un grupo de empleados de Keywords que ofrecían servicios de testeo.


Según comenta este medio, el movimiento llega apenas dos meses después de que dicho grupo de empleados optase por unirse a un sindicato.


Ambas partes se sentaron a negociar un nuevo contrato, pero EA y Bioware han optado por dejar que el acuerdo actual finalice el 17 de septiembre.

La fuente de VentureBeat asegura que los requisitos mínimos del contrato de Keywords excedía las necesidades actuales de EA y Bioware tras los cambios en el acercamiento al desarrollo del estudio.






Source link

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *